spot_img

Millones de litros cúbicos de agua potable se pierden por fugas en la capital.

La falta de capacidad, experiencia y conocimiento se ponen en evidencia con las nuevas autoridades del Servicio Nacional de Acuaductos y Alcantarillados (SANAA), las fugas que a diario reportan los capitalinos representan perdidas de millones de litros cúbicos ante la vista y paciencia del gerente quien según trasciende pasa más pendiente de los «saluditos» en radio que de trabajar.

La descoordinación entre los proyectos de la Alcaldia del Distro Central y el SANAA generan rupturas que nadie repara es decir la comuna rompe para reparar una calle pero nadie repara, en teoria es una responsabilidad de la estatal.

No hay duda le quedo grande la camisa al señor gerente, si no toman medidas en Presidecial seguro terminamos con escasez pece al generoso invierno.

spot_imgspot_img
spot_img
spot_img

Lo más nuevo

Noticias relacionadas

spot_img